lunes 30 de octubre de 2017

Rectores de zonas extremas destacan la importancia de sus universidades en las regiones de Arica y Parinacota y Magallanes

El 26 de octubre, tanto la Universidad de Tarapacá como la Universidad de Magallanes celebraron su aniversario. El Rector Arturo Flores Franulic y el Rector Juan Oyarzo Pérez, respectivamente, destacan los aportes de sus universidades en sus regiones y adelantan las novedades para el Proceso de Admisión 2018.

“Efectivamente, el día 26 de octubre celebramos nuestro trigésimo sexto aniversario, aun cuando la presencia universitaria en esta región es de más de 50 años, recordando a la Sede Arica de las universidades predecesoras, Universidad de Chile y en ese entonces Universidad del Norte. En consecuencia, nuestros aportes al desarrollo regional son de larga data”, dice el Rector de la Universidad de Tarapacá (UTA), Dr. Arturo Flores Franulic.

En ese contexto, “yo diría que los aportes más destacados tienen relación directa con todas las actividades que se desarrollan en las áreas en las cuales nuestra Universidad está acreditada, es decir, Docencia de Pregrado, Gestión Institucional, Investigación y Vinculación con el Medio. Así lo hemos declarado en el Informe de Autoevaluación presentado recientemente a la CNA (Comisión Nacional de Acreditación) en el Proceso de Acreditación Institucional que se está desarrollando en estos momentos”, señala el Rector Flores. “De esta manera, un aporte importante a la Región y a nuestra ciudad de Arica lo constituye el ámbito del desarrollo y la gestión del patrimonio cultural regional, con la aprobación del nuevo

Gran Museo Antropológico San Miguel de Azapa por el Honorable Consejo Regional y el plan PEDZE (Plan Especial de Desarrollo para Zonas Extremas), con un aporte de 15.000 millones de pesos. También deben citarse los logros notables en investigación básica y aplicada de alto impacto, la recién acreditada carrera de Medicina, que aumenta a 91 % el porcentaje de nuestras carreras acreditadas; los ámbitos de desarrollo en Agronomía y particularmente en Agricultura del Desierto; el bien ganado prestigio de las carreras de la Salud e Ingenierías y aportes en el ámbito social de las carreras de Ciencias Sociales, Economía y las Pedagogías son siempre un desafío permanente y motivo de orgullo”, afirma el Rector de la Universidad de Tarapacá.

Por su parte, la Universidad de Magallanes celebró 56 años de existencia. El Rector de la Universidad de Magallanes (UMAG), Dr. Juan Oyarzo Pérez, cuenta que esta casa de estudios “nace de la sede regional de la ex Universidad Técnica del Estado, respondiendo a las necesidades y aspiraciones de desarrollo de esta zona austral, subantártica y patagónica”. Explica que en sus inicios, “impartió cursos de carácter técnico, luego carreras de ingeniería (nivel ejecución) en las áreas de química, mecánica y electricidad, permitiendo la formación de ciudadanos/as que luego se pusieron al servicio principalmente de ENAP y otras grandes, medianas y pequeñas empresas de esa época. Progresivamente, sobrepasando diversas dificultades institucionales, sociopolíticas y culturales, continuó su desarrollo en concordancia con los lineamientos estratégicos de la región de Magallanes y Antártica chilena”.

El Rector Oyarzo destaca el aporte que hace la UMAG como única universidad estatal en la región. Actualmente, ofrece 31 carreras profesionales y 15 técnicas. Además, 3 programas de magister y un doctorado antártico. “Un 70% de estas carreras están acreditadas, destacándose Ingeniería Mecánica, que es el primer programa UMAG con 6 años de acreditación. Un 50% de los programas de postgrado están acreditados. Así, la matrícula ha aumentado llegando a 3189 estudiantes en 2017”, indica Juan Oyarzo. Agrega que, “si sumamos los Planes Especiales, hablamos de 3644, cifra nos da una participación de 68% en la oferta educativa regional al año 2016, y si ampliamos la mirada al total de matrícula, considerando a quienes están el nivel técnico superior y a los que cursan postgrados, tenemos un incremento aún mayor, alcanzando 4829 matriculados a 2017”.

En Investigación, el Rector Oyarzo , sostiene que “generamos conocimiento referido a los habitantes pretéritos y actuales, humanos y no humanos, junto a su entorno. Lo hacemos pensando en la formación no sólo de estudiantes técnicos y profesionales de pre y postgrado, sino también de docentes que en la ciencia actualizan sus conocimientos, y de identidades y patrimonios materiales e inmateriales que se pueden conservar y/o convertir en fuentes de generación de empleos y recursos, gracias a su caracterización y valoración. También nos guía el interés por apreciar el impacto de los cambios globales que hoy protagonizamos, y la posibilidad de innovar, como también aportar a la definición de políticas públicas que mejoren nuestra calidad de vida, llevando adelante un crecimiento armónico con la diversidad de culturas y especies que habitamos en esta región”. Con un claro liderazgo nacional en Ciencias Antárticas y Subantárticas, esta área alcanza un 63% de los proyectos

El Rector de la UMAG plantea que “nos orienta el principio de ser parte de una comunidad rica y diversa, asentada en la ecorregión subantártica, lo que nos otorga características muy especiales. Esa convicción funda una formación que intenta vincularse, día a día, con el medio disciplinar, socio-cultural y productivo, permitiendo a los estudiantes ser un aporte para la región mucho antes de titularse enriqueciendo así la experiencia educativa, como también su posterior desempeño técnico profesional. La misma lógica impera en el trabajo académico y científico, pues su fin es el desarrollo político, cultural, económico y social sustentable de nuestro sur austral”.

Finalmente, el Rector de la UMAG expresa que todo lo anterior “demuestra que estamos avanzando en materia de gestión estratégica, pero principalmente da cuenta de la importancia que tiene nuestra presencia y participación activa como universidad estatal, pública, aislada y extrema en la Región de Magalllanes y Antártica chilena, como también la influencia en su desarrollo actual y en su proyección, la que claramente será transformarse en polo científico de atracción regional, nacional e internacional”.

Para el Rector de la UTA, Arturo Flores, sin lugar a dudas, el rol de la Universidad como elemento catalizador de la movilidad social en una zona y región extrema es tremendamente relevante. “Yo diría además que es de suma importancia la presencia de las universidades en las zonas extremas dado que a partir de la incorporación de los alumnos de los países vecinos, básicamente de Perú y Bolivia, se puede ir generando un capital humano profesional que en el futuro estará guiando los destinos de sus propios países, profesionales que conocen de nuestra cultura, de nuestra forma de pensar y con los cuales será mucho más fácil el poder trabajar en proyectos comunes de integración multilateral y que sean de beneficio para las regiones en las cuales vivimos, por ejemplo con la beca de integración transfronteriza (Beca BIT) que ya hemos mantenido por años, como gran ejemplo en nuestro país y con apoyo de AGCI y la Universidad de Tarapacá. Incluso ya tenemos estudiantes de Perú que se han titulado exitosamente en la UTA, realizando todos sus estudios en forma gratuita a través de esta Beca”, comenta Flores.

También puntualiza que “poder generar proyectos de Investigación relevantes entre profesionales, académicos de universidades fronterizas es otro ámbito de desarrollo colaborativo permanente, y el rol de la paradiplomacia se constituye en un logro notable. Ahí se expresa el rol integrador de la academia y la Universidad en el concierto transfronterizo”, asegura el Rector de la Universidad de Tarapacá.

Proceso de Admisión 2018

Con respecto a la admisión, el rector de la Universidad de Tarapacá dice que, “en los últimos años la Admisión en nuestra Universidad se ha mantenido en torno a los 1700 alumnos, con una leva baja en las carreras pedagógicas y particularmente en las pedagogías científicas. “En consecuencia, los desafíos más importantes que tenemos se pueden sintetizar en los siguientes: mantener y/o aumentar la matrícula total de alumnos nuevos para la Admisión 2018 respecto de la Admisión 2017; aumentar la matrícula en las carreras de pedagogías y particularmente en las carreras de pedagogías científicas, así como de alumnos provenientes de otras regiones y de los países fronterizos vecinos y, también, de alumnos con altos puntajes PSU tanto regional como nacional”, concluye el Rector Arturo Flores.

En cuanto a las novedades que tiene la Universidad de Magallanes para el Proceso de Admisión 2018, el Rector Juan Oyarzo destaca tres: “En primer lugar, somos parte de Programa PACE (Programa de Acompañamiento y Acceso Efectivo a la Educación Superior), lo que genera cupos especiales de ingreso a nuestra universidad para los alumnos de Enseñanza Media que han participado de este proceso formativo y cumplido con las exigencias establecidas a nivel nacional y regional. En segundo lugar, en el contexto del Proyecto de Fortalecimiento de la Formación Inicial Docente, se creó una Escuela de Talentos (ETAPE), la que, junto al Observatorio de Políticas Educativas y Prácticas Pedagógicas, nos permiten reconocer potenciales estudiantes de pedagogía de la región, para luego orientarlos y fortalecer su perfil de ingreso. Esto no es menor, considerando que la labor docente está en el corazón del desarrollo nacional y por ende regional. Esto también genera cupos especiales de ingreso para estudiantes que anticipadamente a su llegada a la Universidad y específicamente a las carreras pedagógicas, han participado de estos procesos preuniversitarios, los que no sólo son de carácter académico, sino que se orientan a un desarrollo integral. Y, en tercer lugar, hace 20 años que somos parte activa del Programa Explora - Conicyt y a partir del 2018, también generaremos cupos especiales de ingreso a estudiantes que evidencien su participación constante en los campamentos, ferias, programas de verano, concursos regionales y nacionales de carácter científico impulsados en el contexto de este programa”, anuncia Juan Oyarzo.

Por último, el Rector de la UMAG puntualiza que estas vías de ingreso “se adhieren y complementan el ingreso a la Universidad de Magallanes, institución estatal, pública, aislada y extrema que comparte todo lo que propone el Sistema Único de Admisión (SUA)”.